Tag Archives: Père-Lachaise

Europa Francia

El cementerio del Père-Lachaise y su pene más famoso

escultura

Me gusta gusta visitar los cementerios cuando viajo.

Cuando estoy en otra ciudad y le pregunto a alguno de mis amigos si les apetece ir a echar una ojeada, todos me miran como si de repente yo fuera más dark que Pilar Rubio en su adolescencia.

Pero nada más lejos de la realidad, visitar cementerios te permite acceder a tumbas de personajes ilustres, obras de arte funerarias esculpidas, es patrimonio arqueológico, ingeniería urbana y cuenta con cientos de curiosidades.

El cementerio más grande de París

El cementerio del Père-Lachaise es popular porque sus habitantes lo visitan como si se tratara de un parque más.

Euterpe, por Auguste Clésinger.

Tumba de Frédéric Chopin

 Albert Bartholomé: Monument aux morts 1899

“A los muertos” de Albert Bartholomé

En 1804 toda la población renegaba de él porque estaba demasiado lejos del centro de la capital; sin embargo, ya sabéis lo que dicen, “culo veo, culo quiero”: cuando los parisinos vieron que muchos personajes ilustres estaban siendo enterrados ahí (actualmente Édith Piaf, Oscar Wilde, Eugène Delacroix y Jim Morrison entre otros), de repente todos dieron su beneplácito (uso mucho esa palabra: “madre, me gusta mucho este plato de macarrones, te doy mi beneplácito”).

El pene que todo el mundo quiere tocar

Si digo Victor Noir seguramente el nombre no te suene de nada, pero ¿y si te digo Santiago Segura? Seguro que sí, pero él no tiene nada que ver con esta historia. Lo siento.

Victor Noir fue un periodista francés que no logró la fama gracias a sus escritos; de hecho, le debe toda su repercusión a la manera en la que fue asesinado y al miembro viril que presenta en el cementerio del Père-Lachaise.

Cementerio Victor Noir

Victor Noir se alegra de veros

Todo fue como un capítulo de Los Simpsons

Resulta que Victor Noir trabajaba en el periódico La Marsellaise y, un buen día, uno de sus amigos que trabajaba en la editorial La Revanche escribió un artículo hablando muy mal de Napoleón I. Éste había muerto en 1821 y las injurias de La Revanche fueron escritas después, en 1869.

La historia se agitana cuando el escrito llega a oídos del primo de Napoleón y decide enviar una carta al periódico tratando al autor de cobarde y traidor. Éste último se lo tomó a pecho y exigió una satisfacción, es decir, le retó a un duelo:

Al día siguiente, el editor envió a Noir y a Ulrich de Fonvielle para fijar las condiciones del tiroteo; al verles llegar, el primo de Napoleón hizo una broma y los llamó “manoeuvres”, algo así como sirvientes. Noir le pegó una bofetada ofendido y “el primo” decidió matarle a disparos.

Empalmado de conocerte

Jules Dalou fue el encargado de hacer la estatua de bronce a tamaño natural para la tumba del periodista. Debía ser un graciosete, porque decidió incluir una notable protuberancia en sus pantalones.

victor noir periodista

Victor Noir con el móvil en el bolsillo

Con el paso del tiempo se creó el mito de que si colocas una flor en su sombrero, le tocas el mástil y le das un beso en la boca conseguirás llevar una vida sexual feliz.

“Dejad de besarme, cabronas”

Debieron ser muchos los desesperados y desesperadas que acudían a verle porque en 2004 levantaron una valla para que dejaran de manosear al pobre Noir. Sin embargo, fue tanta la queja que tuvieron que retirarla así que, actualmente, la escultura está más que desgastada.

Recopilación de turistas desesperados

Me encanta la gente cuando hace cosas simples.

No he podido evitar reírme con estas fotografías que me he topado en Google mientras redactaba el artículo y he decidido que tenía que compartirlas:

La mirada perdida: ella cree que está en Lourdes

Como si alguien la obligara

Este sólo es un guía pero se parece al patriarca de mi barrio

Mirada seductora

Narcolepsia

Pobre Noir, de verdad

Doctura auscultando

El horror 1

El horror 2

Él también tiene un móvil en el bolsillo

Si la historia de hoy te ha hecho sonreír te invito a dejarme un comentario; si te da pereza, también puedes regalarme un ‘Me gusta’ en el artículo -justo en el botón de la izquierda- y así sonreímos los dos 🙂

[ois skin=”En el post”]

Read More